/

martes, 21 de enero de 2014

Este jueves, un relato: "Con un personaje invitado"

EL CORAZÓN, GRAN SECRETO DEL HOMBRE
 
 
"Lo que yo sé cualquiera lo puede saber; pero mi corazón sólo lo tengo yo".
(Johann Wolfgang von Goethe )
 



7 de Junio

Había sido invitada a Wahlheim, cansada de la rutina que proporciona la ciudad y como amante de la propia naturaleza, me ha caído de perlas este viaje, lo he sentido tan agradable, que he respirado a todo pulmón esa exquisitez que proporciona el campo y el aroma de las flores que uno se encuentra en el camino al bajar de la colina. Me encuentro dichosa al observar mi alrededor que este viaje me es tan placentero. Me fascina este paisaje, este color verde que ofrecen los árboles enormes, y la cantidad de sombra que brindan. Las casas son rústicas, de cortijos y de chozas. El paraje es tan tranquilo. La gente de aquí acostumbra a tomar café por las tardes y sentarse en las sillas de piedra afuera de sus casitas y mirar como se va metiendo el sol. Me encanta esa mezcla de azul del cielo que ofrece el horizonte junto con lo verde del campo. La gente aquí es tan cálida, todos se saludan, todos se conocen y son tan amables, algo muy diferente a la ciudad. Y los niños son tan cariñosos, tan adorables criaturas. Sé querida amiga, que si estuvieras aquí también pensarías lo mismo de este lugar, por eso me he dado a la tarea de platicártelo a través de mi carta, que pronto recibirás. Espera, han tocado la puerta.
  
                                                              .                      .                  .

He regresado a terminar de escribirte. Sabes, ha venido una joven, llamada Pilar, a invitarme a un baile en el campo, aquí acostumbran tener celebraciones e invitar a todo el pueblo. ¿No es grandioso?, así tendré oportunidad para convivir y conocer más gente. Mi prima Ana también irá, está tan emocionada, cree que ya se le está pasando el tren y que se quedará para vestir santos, siempre tiene la idea de que pronto conocerá al hombre que la despierte de su sueño profundo. Te cuento después.


13 de Junio

Llegamos a la reunión Ana y yo, hacía un calor demasiado sofocante, los invitados sentados todos alrededor de varias mesas con largos manteles blancos, adornados con flores rosas y blancas. Las señoras con sus mejores vestidos, a pesar de ser una fiesta de campo iban tan elegantes, los señores no se quedaban atrás. Todos los niños reunidos en el fondo del gran salón, en sus pláticas infantiles e inocentes. Me llamó la atención una pareja que bailaba, una dama hermosa y un caballero distinguido, qué agilidad en sus movimientos, y qué gran vals. Luego de observar, tomé asiento, no sin antes saludar a cuanta persona Ana me presentaba. Observé de nuevo aquella pareja que terminaba de bailar, creo que no tenían relación alguna, se separaron y se dirigieron a sus asientos con un gran respeto. Poco tiempo después me presenté, ella se llamaba Carlota, y ese joven que la acompañaba era Werther, muy educado y con un gran lenguaje. La reunión se tornó agradable, conocí muchas personas, entablé conversaciones amenas con la mayoría, pero la más emocionante para mí fue la de este joven, me preguntarás por qué, no lo sé, sólo que sentí esa confianza como si ya lo conociera de años, algo así, siento que lleva una gran pena en su alma, como si trajera una gran carga sobre su espalda. Lo sé, sé que no debo de andar psicoanalizando a la gente, también sé que acepté este viaje por vacaciones y dejar el trabajo a un lado. Nada de preocupaciones, pero sabes que no puedo evitar sentir empatía por la gente que aún no conozco.

21 de junio

Sigo querida Yazmín contemplando este precioso valle, pero sé que sólo me quedan pocas semanas y tendré que regresar a mi realidad. Me he topado muchas veces a Werther, pues vive cerca de la casa de Pilar, la mejor amiga de Ana. Y nos hemos vuelto algo así como confidentes. Creo que he sentido y sé de su dolor. Su corazón sufre de amor, de un amor prohibido. Lo sabía, creo que antes te lo mencioné... ama a Carlota... y creo que ella también. Pero ella está comprometida. Extrañaré muchísimo amiga este lugar, me he encariñado mucho. Y también extrañaré esas largas pláticas de Werther en la plaza principal, ¿cómo ayudar a un amigo que sufre así de amor?



--------------------------------------------------
Propuesta de Loquita Diplomada...
Se me hizo una propuesta difícil, porque hay muchos personajes, y la elección fue compleja... pero invité a Werther a mi relato, sin dejar a un lado a Carlota.

http://asisoyyoloquita.blogspot.com.ar/
 

 

25 comentarios:

Loquita Diplomada dijo...

Bienvenida Azulia! Esta es mi primera convocatoria y me siento muy contenta de contar con tu participación. El relato me ha encantado, has creado un ambiente tan real, que casi pude sentir los momentos que describes. A través de las cartas a su amiga, una se va interiorizando con la historia y conociendo de algún modo a Werther, tu personaje invitado.
Nos seguimos leyendo!
Un beso!
Jime

LAO Paunero dijo...

Azulia. Relato es excelente y muy atrapante . Invita a seguir la lectura y eso no es fácil de lograr....

Azulia Chávez dijo...

Gracias Loquita, un placer participar y leerlos a todos. LAO, pues que te digo, muchas gracias, y a seguir escribiendo y leyendo a demás participantes.

Sindel dijo...

Aculia que lindo que te hayas unido a los jueveros, y con un relato que se lee con ansiedad y ganas. Muy buen debut compañera.
Un beso.

Sindel dijo...

Perdón puse mal tu nombre, AZULIA ;)

El Demiurgo de Hurlingham dijo...

Una interesante pregunta final deja tu relato. Una interesante entrada a los relatos jueveros.
Unica sugerencia: estaría mejor la letra un poco más grande.

Azulia Chávez dijo...

Hola, gracias, muchas gracias por sus comentarios... Sí, ya cambié la letra, perdón, si estaba muy chiquita....

Jorgelina D dijo...

Soy nueva como tu en esto de participar los jueves de relatos. Vengo leyendolos y son muy buenos. El tuyo en particular me ha encantado tiene ese aire de época y conserva un estilo epistolar muy bueno. Realmente te felicito por la historia y ese invitado que has traído.
Saludos.
Jo

Carmen Andújar dijo...

Bonito y placentero relato, va captando el ambiente que rodea a la protagonista mientras se va una adentrando en la historia.
Un abrazo

Neogéminis dijo...

Has logrado meterte con naturalidad y sencillez dentro del ambiente de aquella narración.
bienvenida a las reuniones jueveras!
=)

Valaf dijo...

Bienvenida!!!

Y no lo has podido hacer mejor, rediez, menuda preciosidad de relato nos has dejado para empezar a hacer boca con tu presencia juevera. Enhorabuena.

Un beso

Cristina Piñar dijo...

Bienvenida a los jueves. Muy buena tu primera aportación juevera, me encanta cómo recreas el ambiente y cómo nos acercas a tu personaje invitado. Será un placer seguir leyéndote. Un beso.

G a b y* dijo...

Qué lindo contar contigo los jueves también! Escribes muy bien, y este relato es una prueba de ello. Cómo nos vas internando en tiempo y espacio, acercándonos a los personajes, siguiendo la línea de esas cartas escritas a una amiga. Se va haciendo entrañable la presencia de Werther, lo que implica, claramente, cierta desazón por la separación. Y... es que hay historias que conquistan en verdad.
Besos!
Gaby*

Juan Carlos dijo...

Hola Azulia. Me ha gustado mucho tu forma de contar la historia, esa ambientación que aproximaste a mi visión.
Te doy la bienvenida a los jueves literarios.

MARIA IBAÑEZ dijo...

Me gusta el giro que tiene tu relato. Y me quedo con esa pregunta final....

saludos!!!

Pepe dijo...

Como ya han hecho otros compañeros, te doy la bienvenida a esta reunión de amigos unidos por la pasión por las letras. Confío en que te sientas a gusto entre nosotros. Me ha encantado tu forma de narrar. Has ambientado perfectamente tu relato.
Un abrazo.

Tracy dijo...

¡Bienvenida a los jueves! ¡Vaya pedazo de invitado que has traído!
Me ha encantado conocerle de tu mano.
Un abrazo.

Charo dijo...

Hola Azulia, lástima que no conozca la obra pero tu relato en forma de carta me ha gustado mucho, está muy bien ambientado y las descripciones son muy buenas.
Bienvenida!

casss dijo...

Bienvenida a la fiesta juevera. Has entrado con bombos y platillos, o mejor dicho, con toda la fanfarria que el invitado merecía...

un fuerte abrazo

Natàlia Tàrraco dijo...

Hola y bienvenida a los jueves, Aculia, a este grupo de amigas y amigos afectos a escribir y leer, con ganas de disfrutar y aprender !Salve!

En esta primera intervención me has regalado un suave y melancólico paseo por escenarios deliciosos, a base de cartas, método muy acertado, te adentras poco a poco en la empatía que despierta el joven y desdichado Werther. Te felicito y espero encontrarme contigo, un beso.

Maria Jose Moreno dijo...

Excelente debut en el grupo juevero. Felicidades. Un beso

Auxi González dijo...

Creo que esa pregunta final bien puede representar el sentimiento de apego que a veces nos dejan los libros y sus personajes, esa orfandad que sentimos al finalizar una lectura que nos ha conquistado. Acabas el relato y sientes que tienes que despedirte de ellos, dejarlos solos con sus complicadas vidas repitiendose una y otra vez, como los fantasmas. Leer las diferentes cartas ha sido como ver ese cambio en el lector atrapado por un relato.

Alfredo dijo...

El fragmento creado a imagen y semejanza del libro te ha salido de una coherencia sorprendente. Los tempos y las descripciones son bellas y de sutil integración en el conjunto.
Bienvenida al grupo. Besos

Teresa Oteo dijo...

Bienvenida a los jueves!!
Muy bueno tu relato y la ambientación me ha encantado y qué decir del personaje!!
Nos leemos!!
Besos!!

Alicia Gonzàlez dijo...

Bienvenida compañera juevera, y enhorabuena por tu estreno, un texto que te atrapa y te obliga a leer más. Será un placer seguir leyéndote. Besote

Publicar un comentario

Template by:

Free Blog Templates